A Veces tiene Que Renunciar a Personas.

A veces, tienes que renunciar a personas,
no porque no te importen
sino porque tú no les
importas a ellas



A lo largo de tu vida tendrás que renunciar
a muchas personas que antes han estado en ella,
pero que ahora ya te aportan nada.
Esto suele suceder cuando ya no le importas a alguien

Sabemos que es un sacrificio importante y doloroso,
una renuncia muy difícil que te traerá por
el camino de la amargura. Pero, si ya no le importas
¿para qué seguir intentando algo que será inútil?











De esta manera, lo sabrás y no te supondrá tanta sorpresa:
Desde hace tiempo has dejado de ser una prioridad para esa persona, 
quizás porque sus intereses y metas ya no coinciden con los tuyos.
Empiezas a experimentar sentimientos de soledad y abandono porque 
tu pareja ya no se preocupa por tus necesidades.
Eres tú la única persona de los dos que lo da todo 
por la relación: tu pareja solamente se dedica a recibir.
Tu pareja no tiene en cuenta tus criterios y tus ideas y 
empieza a tomar decisiones por los dos sin tenerte 
en cuenta y para beneficio propio.
Empieza a humillarte, criticarte y distanciarse de ti 
sin motivos aparentes. La relación se convierte, 
de repente, en un verdadero calvario.
Empieza a valorarte y a marcharte sin miedo a mirar atrás.
y dejas atrás a todas esas personas a las que ya no le interesas.



No hay comentarios:

Publicar un comentario

Adaptables

Anuncios.

Anuncios adaptables

La Autoestima. Morticia.

  Nunca dejes que otra persona te de la autoestima que tú no tienes. Jamás ponga tu felicidad, tus sueños, deseos, anhelos y triunfos en man...